viernes, 16 de diciembre de 2016

PASAR DESPUÉS DE FIJAR AL ADVERSARIO


Hay domingos en que Ordizia ofrece un agradable aperitivo, el juego del equipo durante buena parte de la mañana abría el apetito, luego se empeñó en dar algo de suspense a los espectadores para que amortizasen el precio de la entrada y cerró con un resultado esperanzador.
-         No se puede pasar el balón a la vez que envías al placador que no has fijado –Dice Hiruntchiverry, comentando una jugada delante de un plato de fritos en una taberna desbordada de gente-, es un principio fundamental del rugby. Hay que percutir y pasar, fijar y pasar, si no lo haces así, dejas al compañero con dos placadores…
-         En el rugby como en la vida, antes de pasar el balón al que va a seguir  la jugada –Asiente Galtzagorri mientras envuelve cariñosamente con servilletas un humeante pintos-, hay que hacerse cargo personalmente de los problemas, pero hoy se ha jugado con más inteligencia en ataque, sin pases de “basket” para que le cojan con los brazos levantados al receptor y le hagan saltar las costillas.
-         La defensa ha sido de primer nivel –Hiruntchiverry está intercambiando el plato vacío por otro que viene completo desde la barra-, sin que el arbitraje de video haya tenido que intervenir.
Los del grupo al lado que han oído la frase pero no han cogido la ironía del biarrota dirigen miradas interrogatorios hacia el Marqués de Altamira que tiene la sonrisa fijada desde el pitido final y unas lagrimitas secas después del aurresku ante la árbitro. El de Altamira carraspea y sentencia:
-         El arbitraje inmaculado y al que ponga en marcha el video se lo hago tragar.

  

jueves, 8 de diciembre de 2016

EN QUÉ DÍA VIVO

Desde que se ha jubilado, Oliverio Talón está desbordado de ocupaciones, las tareas del hogar que, cuando no las hacía él sino su mujer, le parecían nimias ahora le llevan mucho tiempo, los papeleos y formularios que hay que rellenar periódicamente por vía telemática para poder cobrar una miserable pensión mensual le agobian, echar una mano a hijos y nietos que ahora se acuerdan de él con más frecuencia le priva de pensar en el rugby, en el rugby.

Oliverio Talón esperaba su jubilación para poder ir a ver los entrenamientos, departir con los dirigentes, conocer a los muchachos que se iban incorporando, dar consejos -siempre le ha gustado dar consejos que nadie ha seguido nunca-, asistir a los partidos, incluso seguir a alguno de los equipos, a ser posible el primer equipo, en sus desplazamientos… pero nada. Se le pasan los días, unos iguales a otros, y cuando su esposa regresa del trabajo -ella que compaginaba su propia carrera con la gestión de la vivienda sin inmutarse mucho, solo un poco-, teme incluso su pregunta. - ¿Qué has hecho hoy?

Nada, piensa Oliverio, mientras pasa una vez más el aspirador por la alfombra de migas y chocolate que han dejado un par de griposos infantes enfrente del sofá esta tarde, pero encuentra la revista mensual de rugby que no ha leído siquiera desde que la recibió hace unos días, se había escondido, con esa inteligencia malvada de los objetos sin alma, junto con el periódico amarillo, tampoco leído, entre el sofá y la biblioteca.

Oliverio apagó el aspirador, se sentó en el sofá y extendió sus piernas, apoyando las pantuflas sobre el aparato silencioso, abrió la revista por su primera página, la del editorial con el que nunca estaba de acuerdo. Y en ese momento oyó las llaves en la puerta del piso.

- ¿Qué has hecho hoy?

viernes, 2 de diciembre de 2016

DONOSTIA 2016 CAPITAL CULTURAL EUROPEA: UN RESUMEN

- Se acaba esta larga cena de sociedad gastronómica acompañada de un maldito “otxote” que interrumpe las conversaciones de los comensales ¿Ha sido algo más la capitalidad cultural europea? La factura, la desmedida factura que no se justifica con un poco de ballet, una cucharada de música, teatro para unos pocos, estafillas de perfomances absurdas y poco más, si algo…
Galtzagorri me comenta en la terraza de la cafetería que se levanta donde estuvo el campo de Atocha, cafetería que reúne a los industriales de la Justicia en los largos tiempos muertos que el Derecho permite o provoca.
- Tuvimos la Gran Tamborrada y la Clásica Ciclista también como formidables eventos culturales y además se ha podido comprobar para qué sirve y para qué no sirve el edificio del tabaco y del eco vacío que tenemos que costear hasta que se convierta en un centro gastronómico de referencia mundial, porque se acabará convirtiendo en una inmensa taberna de tabernas, como todo en esta ciudad…
No sé por qué he sacado el tema, si con matices, yo comparto su visión ácida de lo que ha sido este año de pitorreo cultural y despilfarro extremo.
- Una mierda, ha sido una mierda pero hay que ser ingenuo para decir que “el nagusi está desnudo” en el batzoki. Al fin y al cabo esta capitalidad cultural ha reflejado fielmente lo que es la cultura donostiarra -aparte de las citas monumentales que se han fijado en el calendario con esfuerzo de cine, jazz, música clásica, danza… -, y es “merluza a la koxkera”
- ¿Qué evento teatral u operístico de este donostiarra 2016 ha tenido repercusión europea? ¿Qué perfomance de arte visual? ¿Los ha habido?
- Ahora saldrá la versión oficial y nos maquillarán lo que hemos constatado, al fin y al cabo tienen que cuidar su futuro mamando de la ubre de la cultura con K de kilo, cuando no sirven ni para fregar los platos en un bar de Gros.
- ¡Menos mal que Martín Berasategui y la Guía Michelín nos han salvado de este vacío mundial de reconocimientos de nuestros esfuerzos culturales!
Y Galtzagorri vuelve a subir las escaleras del Palacio de Justicia, tatareando un conocido aire de Bizet.


viernes, 25 de noviembre de 2016

PESCADILLA RABIOSA


- No me gustan los cambios de entrenador en el rugby ni la pescadilla que se muerde la cola y menos en noviembre cuando los pescateros se van de vacaciones- dice la Marquesa de Altamira en la cocina de la sociedad, mientras el Marqués comprueba que el pescado se ha descongelado bien- ¿Quién está enfermo?
- Gatzagorri ha tenido la tradicional txarriboda de los veteranos de su equipo y no está para bromas, como el Ampo que debe cuidarse – comenta el barón de la Florida sirviendo los mostos del año recién recibidos-, y salir de sus círculos viciosos.
- Lo hará, tranquilos, saldrá, aunque la Samtboiana no sea el equipo ideal para recibir en plena transición -el Marqués mira y remira el “merluccius merluccius”, como si éste fuera el culpable del calendario-, pero con los de casa entrenando, las ganas de los jugadores y el calor del graderío tenemos que agarrarnos a la victoria.
- ¿No querrás que me coma eso? -dice Galtzagorri de espaldas a la cocina y leyendo la prensa rugbistica- Los catalanes están demasiado fuertes ahora y Altamira no es lo que era.
- Pues Hernani tiene que traerse todos los puntos de Barcelona que esos catalanes van los últimos y hay que asegurarse el futuro -el de la Florida acaba de preparar la mesa-, para mantenernos arriba.
- ¿No querrás que me coma eso? Prefiero quedarme sin comer que tragar fritanga -Galtzagorri se ha dado la vuelta con un rostro del color del pael del periódico-.
- ¿Y los del otro lado de la muga? - Ya está enroscada y enharinada la pescadilla pero su aspecto ni achicharrándola puede mejorar, según se deduce de la cara del Marqués- ¿Qué te parece, cariño, si vamos el viernes a la tarde de compras a Barritz, luego picamos algo por algún bistró del mercado y nos vamos a ver al Olympique que recibe al Stade Montois?
- Que el romanticismo y tú son dos cosas distintas -dice la de Altamira y cambia el mosto por un crianza-.



domingo, 20 de noviembre de 2016

DONOSTIA REFERENCIA DEL RUGBY MUNDIAL

DONOSTIA REFERENCIA DEL RUGBY MUNDIAL
Palabras del Sr. Alcalde Eneko Goia.
Un pequeño matiz, miles de espectadores tuvieron que entrar al estadio con el partido comenzado por causa de la desorganización existente y las pantallas de video y el video en general estuvieron manejadas por el torpe de la casa... pero pudo haber sido peor.
Una vez frustrada la vivencia del espectacular prólogo del encuentro para esos sufridos seguidores del rugby, USA y TONGA ofrecieron un buen partido a los ¿15.000? aficionados al rugby que se acercaron a Anoeta, algunos consiguieron entrar cuando ya el partido llevaba unos diez minutos en juego. Los precios populares evitaron un altercado de orden público ya que el público de este deporte es especial y comprendió que los voluntarios del Bera-Bera -hay que darles una medalla-, hacían lo que podían en medio del caos.
La voz del locutor puso una nota de humor al principio con sus obvias explicaciones, una pena que llegara un momento en que no supo qué pitó el árbitro y ya se tuvo que callar.
El espíritu del deporte del balón oval, sin embargo, prevaleció durante todo el tiempo y la ajustada victoria tongana fue normal, los progresos de los americanos dependen más de su voluntad y coraje que de su técnica individual y de su juego colectivo, quizá la falta de cultura de rugby explica sus limitaciones actuales.
El Cabra en el palco disfrutó de una tarde excelente.
USA 17 - TONGA 20

jueves, 17 de noviembre de 2016

DUELO DE ÁGUILAS


Ahora volar es relativamente barato, salvo que dejes aparcado el coche en el aeropuerto o te tomes algo en una de sus tabernas asépticas, por lo que la gotosa gaviota varada de Loiu se ha convertido forzosamente en una rotonda de fugaces encuentros de muchos guipuzcoanos -las conexiones con el mundo exterior no están en Hondarribia ni se les espera-, así que el Marqués de Altamira no se extrañó, al regresar desde la barroca Sevilla, de ver a Murray entre los oteadores de las puertas automáticas.
- ¿Esperando a las águilas norteamericanas o a las águilas del mar? -le preguntó, al observar cerca suyo a algunos rostros de los organizadores donostiarras del Rugby Challenge de este sábado-.
- No ¡Qué va! A mi hija que se escapa del Erasmus de mis ahorros para pasar unos días por aquí con una especie de novio que se ha echado en el círculo polar ártico.
La salida de un par de docenas de armarios roperos con su séquito y un pequeño revuelo de cámaras les hizo apartarse a un lado.
- Les llevarás al partido del sábado ¿No? ¡Espero que Anoeta se llene para esta fiesta!
- Se llenará y allí estaremos, pero estoy mosqueado porque mi hija me ha preguntado si en el Palacio de Hielo de Anoeta hay “curling”, eso que se parece a la “toka” pero sobre patines.
- Habrá, habrá ¿Te apuestas el aperitivo del domingo a que gana Tonga de más de veinte puntos?
- Yo te iba a proponer a que gana de más de veinticinco, así que no te la cojo. Prueba con Galtzagorri que dice que los “usamericanos” están creciendo y que la mano de Mitchell se tiene que notar, creo que piensa que las águilas de tierra van a ganar, por poco, pero que van a ganar.
- Me parece que todas son águilas pescadoras y que, además de empacharse de nuestra cultura gastronómica, vienen a hacer algo más que turismo rugbístico.
El niño del “curling” tiene hechuras de segunda línea bisoño y es guapo como un “arturoperezreverte” pero sobre los gustos de nuestras hijas no debemos opinar, así que los dos colegas se separaron cordialmente sin más comentarios.



viernes, 4 de noviembre de 2016

EL DOLOR DE MUELAS


El calendario del rugby internacional tiene que hacer encajar las competiciones nacionales e internacionales de los clubes con una serie de competiciones de las selecciones nacionales que se producen todos los años y además, cada cuatro años, con el Campeonato del Mundo. En esta época toca una de esas competiciones: los “test-match” de otoño.
Como su propio nombre indica son partidos de prueba, prácticamente amistosos, en los que fundamentalmente las selecciones del hemisferio sur juegan en el norte con las selecciones del norte. En primavera el viaje es a la inversa. La consecuencia práctica de estos enfrentamientos es unos puntos que la World Rugby  otorga mediante una complicada ecuación en función del resultado y que pueden provocar variaciones en la clasificación mundial de las federaciones nacionales, clasificación que, a una fecha determinada, da derecho a su vez a la participación automática y en su orden en la siguiente Copa del Mundo.
Galtzagorri dice que es un dolor de muelas que se produce sistemáticamente cada seis meses, algunas ligas nacionales se interrumpen por su causa, en otra los clubes compiten, falseando los resultados, sin las figuras seleccionadas. Los dirigentes y entrenadores hacen declaraciones sobre quién paga a los jugadores para no contar con ellos y mandarlos a que se lesionen por ahí, se habla del exceso de partidos que algunos acumulan… y, después de rellenar columnas de prensa deportiva, todo se calma hasta la siguiente época de “test-match”.
Galtzagorri también dice que el dinero que se genera con estos encuentros debe ser el mejor  analgésico porque nadie hace nada por extraer estas muelas del calendario ¿Quién se acaba llevando ese dinero? 

viernes, 28 de octubre de 2016

DE TONGA A GROS


La cara de Iñigo retrata su vida, aunque le hayamos calificado muchas veces de “Cónsul Honorario de Donostia en Tonga”, su cara no es la de un miembro de ese ilustre cuerpo de ciudadanos que representan sus origen en sitios a donde no llega el Cuerpo Diplomático. Los vientos del Pacífico, los duros frutos del tiempo que ha tenido que comer para sobrevivir después de tantos naufragios, han pasado factura a aquel incansable “flanker” que partió un día en velero hacia una Australia a la que nunca llegó pues un islote de Tonga detuvo el rumbo de la embarcación inesperadamente -como esas columnas de párking que no avisan de sus maniobras para regocijo de los carroceros-.
El rugby e Internet nos han mantenido en contacto hasta que regresó y ahora ejerce a la inversa de “Cónsul Honorario de Tonga en Donostia”, siempre con algo que contar, en una mezcla de sueños y de leyendas, pintando paisajes de vegetación de color verde imposible sobre playas de coral que van desapareciendo en el mar azul que las acabará por engullir mientras sus habitantes juegan al rugby desde que se desprenden del cordón umbilical.
El rugby en Tonga es el mejor medio de buscar la vida más allá del horizonte, el profesionalismo ha hecho que este juego se haya convertido en la solución a la falta de futuro en las islas. Los ojeadores de los clubes no están de vacaciones por allí, así que ahora lo que hay en ese reino feudal es la siempre dolorosa emigración de los mejores jóvenes con todas las consecuencias que se derivan de ello, la buena del dinero para unos, las malas para las familias y para los “juguetes rotos” en que acaban convirtiéndose otros.
Las “Aguilas del Mar” nos van a visitar en Anoeta dentro de unos días e Iñigo flota entre Monpas y el Peine de los Vientos, recordando a su hijo, al que llevó niño en su singladura, y a sus nietos, ya tonganos, que son ahora los herederos de aquel consulado honorario de Donostia en medio de la mar pacífica y también emocionado, con la incomodidad inevitable de quien no pertenece ya enteramente a ningún sitio, por vivir un poco de Tonga de nuevo.



sábado, 22 de octubre de 2016

YO ME DOPING, TU TE DOPING, ÉL SE DOPING…


El ambulatorio de Gros, al que, como su nombre indica, se puede ir andando y está en en el barrio donostiarra que fue un arenal propiedad privada de aquella familia de origen francés, es un funcional edificio -no sé si catalogado en alguna de esas listas de monumentos arquitectónicos que nos sorprenden de vez en cuando rellenando los huecos que quedan en las maquetas de los periódicos-, que provoca un flujo de encuentros en sus alrededores.
- ¿Tú también al taller? -Pregunta Galtzagorri a Murray, al tropezarse ambos en la puerta- ¿Ya has pasado la ITV?
- No es por mí, es por el chaval -El adolescente ensimismado en su libro electrónico apenas, desde sus dos metros de altura de prometedor segunda línea, dirige una mirada que quiere ser un cordial saludo al amigo de su padre-, que anda a vueltas con su asma de nuevo.
- ¡Pues nada, a cuidar ese asma que así podrás ganar el Tour un año de éstos!
Murray visiblemente enfadado se lleva a un lado a su interlocutor lejos del ávido lector y susurra.
- No fastidies, que lo pasa mal y solo a base de tratamiento puede seguir entrenando y jugando.
- Pero si se cura del todo luego no podrá ser un deportista de élite, hay que tener por lo menos una enfermedad crónica para poder justificar las “pociones mágicas” en los controles.
- Si mi hijo se tiene que drogar para jugar al rugby, espero que deje de jugar. Lo hemos educado para algo -Galtzagorri tiene ganas de tragarse sus palabras y resiste mal la mirada de Murray-, y el profesionalismo a ese precio creo que ya sabe que no es su futuro.
- Perdona, perdón de todo corazón, confío en que mis hijos también tengan las ideas claras, aunque los jóvenes no evalúan los riesgos que corren con la reflexión necesaria. Pero cuando te quieren hacer creer todos los días que los positivos de algunos son consecuencia de tratamientos médicos de situaciones que provocarían una incapacidad laboral hasta en un trabajador autónomo pues piensas, con mentalidad de abogado, que llevar en el bolsillo un certificado médico de enfermo es una baza para mejorar tu ficha.
Un par de aperitivos más tarde por las cercanías del ambulatorio, Murray y Galtzagorri se habían olvidado de la tensión, el chaval seguía leyendo aventuras de espadas, brujerías y dragones.




domingo, 16 de octubre de 2016

UN PUNTO EN EL MAPA

Una especie de “casting” para un juego de negocios, negocios culturales pero negocios, ha colocado a un par de amigos en la terraza de un hotel con vistas sobre la ciudad, la bahía tranquila posa, incomparable quizás, en la luz otoñal, el casco urbano con sus hitos arquitectónicos se extiende y esconde entre sus colinas, esos momentos en que se hincha el pecho del aire donostiarra.
- La ciudad de las siete colinas y los diez mil taberneros -comenta Jon Galtzagorri chupando su electrónico chupete para inhalar sucedáneos de cancerígenos tan necesarios como la vida-, con su obsesión de ser algo más que un punto en el mapa.
- La Quincena Musical, el Festival de Jazz, la Clásica Ciclista, el Festival de Cine, la Real… hace tiempo que Donostia es algo más que un punto en el mapa -el Marqués de Altamira le pasa el agua mineral con gas y rodaja de limón-, y dentro de poco ¡Hasta el rey de Tonga va a querer venir a darse una ronda de “pintxos” por lo viejo!
- Pero después del error de la Capitalidad Cultural Europea ¡Este “anus horribilis” que estamos pasando!
- “Annus”, con dos enes.
- Ya lo sé pero, para mí, este 2016 ha sido en Donostia un “anus horribilis”.
- Lo pasado pasado está. Hay gente con iniciativas que harán olvidar este año de gastronomía hasta el empacho y de perfomances delictivas, entre algo de buen teatro y de buen ballet… Además a nada que la Real no bajé a segunda y que le den otra estrella michelín a un merendero, los donostiarras os dedicaréis a preparar la tamborrada sin mirar para atrás y tan contentos.
- Mientras que los líderes no se aclaren si quieren para nuestra cultura el modelo Lizarza o el modelo Londres, esto, este barrio de la capital de Euskadi que sigue siendo Bilbao, va ser un continuo zigzag hasta marear a los que se interesan por algo más que la pitanza a precios de arte contemporáneo o por el menisco de un chico que corre bajo el nivel freático de Anoeta.
- A lo mejor nos es mala idea convertir la Tabakalera en la mejor sucursal del Guggenheim y, como sobra sitio, en la mejor sucursal del Museo del Prado.
Una amable azafata, alzada sobre unos espectaculares zancos en forma de zapatos, anima a entrar en varios idiomas a los que remolonean por la terraza.


viernes, 14 de octubre de 2016

RENDEZ-VOUS CON EL HERMANO LOBO

El resol del mediodía permite tomar el aperitivo en la pequeña terraza de un bar enfrente del mercado de Biarritz, este miércoles pasado que no es festivo en Francia. Habiendo prometido escaparse un poco del trabajo los amigos de Iparralde, ya están en el “rendez vous” los del otro lado esperándolos, mientras degustan unas ostras.
- La Virgen del Pilar dice que no quiere ser francesa, que quiere ser capitana de la tropa “urumesa” -Llega cantando con aire de jota Madame Hiruntchiverry que tiene raíces familiares en la Jacetania-, parece que últimamente los hermanos vascos de Baiona se están comportando un poco mal con la familia del otro lado.
Después de los interminables besos de llegada, hasta con el patrón del bar y el camarero, por toda la terraza de los Hiruntchiverry, la conversación se reanuda.
- Hay mentalidades en el rugby del norte que siguen con la idea de que los de más allá de la rivera izquierda del Bidasoa no somos más que su patio de atrás -Dice el Barón de la Florida que está especialmente dolido, a pesar de que la “baronesa” le ha comprado tres o cuatro camisas irresistibles en el paseo matinal por la ciudad balneario-.
- Esas mentalidades cada vez son más residuales. Quiero creer que todo ha sido un mal entendido de la sección “amateur” de l’Aviron Bayonnais y que la paz de los Pirineos se rehará -Hiruntchiverry opina precavidamente, por una vez sacando la cara por los lapurtarras del interior-, como otras veces ha pasado. Estas cosas también pasan entre clubes de las mismas federaciones y los enfrentamientos entre dirigentes acaban por perjudicar a los jugadores siempre.
- Lo que pasa es que esos residuos que dices además tienen la costumbre de callar y no dar explicaciones -añade Galtzagorri que ha revuelto toda la “boutique” del Biarritz Olympique sin comprar nada-, es como si tu hermano mayor te levanta la novia y te manda callar en la cena familiar.
En ese momento, desde Baiona llega Aristide Labarthe y mientras se baja de la moto, quitándose el casco, tiene que oír al Marqués de Altamira:
- ¡Guerra! Clamó ante el altar el sacerdote con ira ¡Guerra! Repitió la lira con indómito cantar ¡Guerra! Gritó al despertar el pueblo que al mundo aterra...


viernes, 7 de octubre de 2016

EL FUTURO ES FEMENINO

Encima de la mesa camilla del centro del vestuario están las últimas publicaciones de rugby, una en inglés, un par en francés, además de un calendario del año que viene, y una en español, ésta es una revista en colores con una atractiva portada en la que están dos jugadoras y un jugador, los tres de las selecciones españolas de Rugby Seven que han hecho un buen papel en los últimos Juegos Olímpicos.
-El rugby es una actividad humana, quienes juegan a rugby son personas que no dejan de serlo cuando viven el rugby -Aristide Labarthe coge con curiosidad el mensual español-, y no somos perfectos como dioses, siquiera del estadio.
- Ser rugbier es lo más parecido a ser perfecto -le dice Jon Galtzagorri imitando una pose de calendario, aunque su abdomen hace innecesario que un balón le cubra su entrepierna-, dependiendo del concepto filosófico que se tenga de la perfección, claro.
- En serio ¿Creéis que el rugby sirve para mejorar a la persona? -Labarthe, viejo profesor, pregunta algo de lo que él está convencido-. Yo lo dudo, no conseguimos llevar los valores del rugby ni a los propios jugadores de rugby, la imagen pública que se da a base de incidentes es pésima y no me interesa si en otros deportes se dan iguales o peores incidentes, si se perdonan o no.
Parece que Labarthe tiene una espina clavada y, contra su costumbre, las últimas palabras han tenido un cierto tono de cólera. El resto del equipo de veteranos que va acabando de ducharse, entre las bromas, que se suelen calificar de viriles, de siempre se seca mientras moja las publicaciones.
- Las mujeres, las mujeres nos están dando el ejemplo -El Marqués de Altamira coge la revista y la exhibe a todos y cada uno-, las leonas se habían hundido hasta el ridículo como equipo competitivo y han sabido reconstruirse, clasificarse, llegar a los Juegos, disputar todos los encuentros y dar la mejor imagen de este deporte.


- La experiencia de todos nosotros es que las mujeres han aportado mucho al rugby actual, que su participación ha supuesto un buen salto adelante en su aceptación social -Labarthe, como su accidentada biografía sentimental lo acredita, está muy inclinado a alinearse en el lado de las mujeres- ¿Qué aporta el rugby a las mujeres?

viernes, 30 de septiembre de 2016

RUGBY, ALCOHOL, HORMONAS


Aristide Labarthe está indignado, más bien está triste. Nada más verme, me coge del brazo y me lleva a un aparte.
- En el rugby de hoy a veces pasan cosas vergonzosas y hay quien no sabe cómo abordarlas -supongo que me está hablando de la denuncia por agresiones sexuales en Durango respecto de unos jugadores de Baiona y asiento con la cabeza-, si unos jugadores del club que lideras son acusados de un comportamiento contra los valores del deporte, lo mínimo exigible es una respuesta rápida, clara y ajustada a esos valores.
- Me han dicho que lo han investigado en interno y que los jugadores lo han negado, así que no van a hacer nada -le comento-.
- No sé si el rugby vasco se merece algunos dirigentes que tenemos. La presunción de inocencia está ahí pero lo primero es lo primero. Hay unas mujeres que han expresado cómo se sienten pues hay que dirigirse a ellas y oírlas, luego abrir una instrucción seria sobre los hechos, oyendo a los implicados, y a la vez hay que dirigirse al Club de Durango para que exprese en la villa que, con independencia de la comprobación posterior, también se comparte que los hechos denunciados son condenables y no dejar que la noticia rebote indefinidamente por todos los medios sin ninguna reacción. La comunicación es fundamental en nuestros días…
- Y si los hechos que se acrediten son graves, la sanción debe ser ejemplar y pública y, si por casualidad, la denuncia es falsa también hay que dar la cara pero…
- Pero la cultura del tercer tiempo se ha convertido para algunos en una fiesta más de la borrachera absurda en la que las hormonas de gorila macho se disparan sin control, aunque para muchos, creo que para la mayoría, siga siendo un rato de confraternidad entre las damas y los caballeros del rugby.
- Lo que pasa es que lo normal no es noticia y algunos, en vez de neuronas, tienen una masa amorfa de rugby, alcohol y hormonas. Triste ¿No?

LA VIOLACIÓN EN MANADA
LA MENTALIDAD DEL DELINCUENTE

sábado, 24 de septiembre de 2016

LOS PATOS DE OVALIA


Como todos los años, antes del primer partido en Landaretoki, unos amigos celebran una cena monográfica de pato presidida por una foto del campo de rugby hernaniarra en el que junto a la H se ve nadar a un tranquilo palmípedo. Esta cena se repite a lo largo de la temporada cada vez que el Urumea se desborda y anega la cancha, esto es, una o dos veces más por lo menos, siempre que la gripe aviar no lo impida.
- ¡Al menos se juega en sábado! -Suspira el Barón de la Florida que no es la primera vez que colabora con el ritual democrático de las elecciones y que se prepara para pasar el domingo en la mesa electoral-, Así que puedo estar en las dos cosas.
- Tú seguro que votas, no te quejes, porque parece que los correos para que voten los residentes en Iparralde -le dice Aristide Labarthe que lleva la insignia del Aviron un poco ladeada en la solapa-, se han debido de quedar en alguno de los atascos de Biriatou, ya que la gente dice que no los ha recibido.
- Si no se inunda el campo para el sábado -Galtzagorri comenta, abriendo el sauternes que va a acompañar el foie-gras ya distribuido sobre la mesa-, quizá solo puedas contar votos este fin de semana.
- Va a hacer un día soleado, no hay problema -El Barón pone su fe en las predicciones meteorológicas científicas, esto es, en sus rodillas reconstruidas quirúrgicamente que le avisan dolorosamente de los cambios de tiempo-, el problema es que los cardenalicios de Madrid vengan muy crecidos después de la paliza que les han metido a los sevillanos.


- Más dura será su caída -Galtzagorri está en éxtasis con un pintxo de foie en una mano y una copa del dorado vino en la otra-, que a los tigres de Landare se les ve con ganas desde el principio ¡Este año se van a comer hasta los patos del Urumea! ¡Que esos se han criado con agua tan rica en sustancias radiactivas que deben ser mutantes!

jueves, 15 de septiembre de 2016

LOS HABITANTES DE OVALIA

- La “vuelta a clase” en realidad ha sido hace varias semanas, cuando el vestuario se abrió para los que llegan los primeros, después aparecieron los que llegan tarde y, por fin, con una excusa insuperable, apareció el que siempre llega el último. La ausencia de algunas caras, los nuevos se van rozando con los viejos, los entrenadores hablando de sacrificios, de poner hoy los medios para los resultados del futuro y el presidente exponiendo objetivos mientras pasa de los medios… Los habitantes de ovalia han salido del verano en pleno verano para poder iniciar la temporada, buscar la primera victoria, encontrarse con la realidad, volver a empezar a superar los obstáculos interiores, que siempre son los más complicados, y poder aplicar en el terreno de juego todos esos mecanismos individuales y colectivos que se absorben en los entrenamientos. El rugby exige fusión entre los jugadores para ir al combate durante el partido, el espíritu del grupo es la unión entre todos los que están con el mismo maillot, cuanto antes se cree ese pegamento colectivo será mejor. Nadie se acuerda de los resultados del pasado, de las derrotas o de las victorias, sino de lo que se vivió con cada partido, sabiendo que cuando la vida de jugador activo se acaba, que un día se acaba, lo que queda son las personas, los que estuvieron en tu lado, los que estuvieron enfrente y los que arbitraron el partido.
Mientras el Marqués de Altamira conduce, los pensamientos del inicio de todas las temporadas le flotan en la cabeza, no sabe si los ha llegado a expresar en voz alta, está acostumbrado a estar solo en el coche y a veces se sorprende cuando su propia voz resuena poderosa contra el parabrisas: “el rugby debe seguir siendo el arte de pasar bien la juventud”.
- ¿Qué dices, cariño? -Su mujer se ha despertado sobresaltada, ella, a diferencia de él, si no conduce se duerme -, Ya estamos llegando a casa y este fin de semana “la vuelta al cole”, contra los de Alcobendas, los que la temporada pasada se nos atragantaron ¿Cómo lo ves?
- El partido es de los jugadores, de los que van a estar en la cancha, no es nuestro.
- Habrá que ir pronto para coger sitio.




miércoles, 7 de septiembre de 2016

ETIQUETA NEGRA

Aunque la villa es una casa actual, muy actual, por fuera, con una línea arquitectónica angular y simple, una fachada plana de tonos grises, su interior es más confortable y caluroso, sillones de cuero chesterfield en el salón, muebles coordinados, algunos bibelots caros y un par de cuadros contrastados de buenas firmas vascas. No hace falta entender mucho para saber que el coste de todo aquello supera el salario de un funcionario, por muy alto que sea, y que los ingresos de quien ahora se puede permitir esta vivienda y alguna otra residencia secundaria, además de los coches que se encuentran en los garajes inferiores, son más propios de un exitoso especulador financiero. Sin embargo, esa casa es la vivienda de un director provincial de una administración pública en una pequeña provincia española, quizá la más pequeña, y, antes de participar en el poder que da el procedimiento administrativo a quien tiene la facultad de resolver, Carlos no tenía más que una hipoteca sobre un piso en que vivía con su primera esposa, ahora es el dueño de todo lo que le rodea y de la botella de whisky Johnnie Walker con etiqueta negra que está terminando de escanciar en el vaso de su interlocutor, una visita nocturna que últimamente se ha hecho diaria porque los acontecimientos se están precipitando. Deja la botella vacía en el suelo junto al sofá que ocupa y alcanza una igual nueva del pequeño bar sobre ruedas, se sirve también una generosa dosis.
- Mikel, no bebas tan rápido que me cuestas una fortuna -dice Carlos con cierta cordialidad al que ya ha bebido el alcohol sin darle el mínimo reposo sobre los cubos de hielo-, y cuéntame la idea que has tenido.
- El fuego destruye todo, siempre que sea un gran fuego y que obligue a los bomberos a intervenir ¡Lo que no se carga el fuego, lo destrozan los bomberos! No podemos sacar de tu despacho más que cuatro cosas pero dejas detrás de ti sin remedio demasiadas pruebas -Mikel se sirve de nuevo para dejar bailar los cubitos en el líquido ambarino-, y no sabemos quién puede recoger eso y, como dices, eso es una bomba.
- He estado dando vueltas a las alternativas y tampoco encuentro otra mejor. Yo he sacado esas cuatro cosas que dices y las he quemado aquí abajo, a pesar del cuidado y de desconectar las alarmas, algún vecino me ha preguntado si había tenido un incendio en el garaje.
No hay entusiasmo en la voz, en realidad no hay entusiasmo en ninguna de las voces, hay silencios, se miran los dos hombres.
-¡Hay que encontrar quién pueda llevar a cabo la operación comando! -Suspira Carlos y bebe, ya la segunda botella ha perdido prácticamente la mitad de su contenido-. Quizá alguno de mi pueblo que me debe unos favores le pueda hacer venir, lo dejo encerrado en el baño de mi despacho, que salga a la noche, yo dejo el armario ignífugo abierto, le pega fuego y aprovechando la confusión sale corriendo del edificio.
- Las cámaras lo van a grabar y si lo cogen te van a ligar con él enseguida -Mikel chasquea la lengua con un sonido de desprecio hacia la idea-, entre mis clientes hay un vigilante jurado con el que he coincidido en noches de vampiro por esos sitios y que se me ofreció para cualquier cosa, de hecho me dijo que era un profesional de dar palizas por encargo y he estado pensando en emplearlo para darle un par de hostias a alguno que le tengo muchas ganas.
-Los vigilantes jurados son policías frustrados, es gente con vocación de “poli” que no ha sacado ni una plaza de “munipa”, no sé si son muy de fiar.
-¿Qué hay más parecido a un delincuente que un policía? ¿No dices que los mayores defraudadores al fisco son los antiguos inspectores de hacienda? Además éste trabaja en la empresa que vigila el edificio. Yo le pido un presupuesto, le digo lo que queremos como si fuera cosas mía, si acepta ya hablaremos tú y yo.

Carlos asiente al plan, en su agobio no ve salidas a su situación pero a la vez que desea que arda todo su archivo y, si es preciso, todo el edificio de hacienda,una alarma roja en su cerebro le avisa de que tiene que sopesar los riesgos, que tiene que elaborar un plan personal y secreto para cuando las cosas salgan mal. Porque desde niño siempre ha tenido pensado lo que hay qué hacer cuando se tuercen las cosas, si uno solo piensa en que las cosas van a salir bien está perdido. Y él nunca estará perdido, él es un ganador. Mañana por la mañana, solo y sin “etiqueta negra”, hará el desarrollo de todas y cada una de las posibilidades.   

domingo, 4 de septiembre de 2016

LIMPIEZA

El modelo de bar irlandés se repite en todo el mundo, las maderas oscuras, los espejos serigrafiados, los vidrios, los bibelots de tiempo pasado, las cervezas repetidas, las camareras con cara de estar agotadas… si la música no está demasiado alta, se puede hablar sin mucho esfuerzo. Como lo deben de estar haciendo dos hombres de traje y corbata junto a la barra, uno con media pinta de cervez rubia, el otro con una pinta de cerveza negra.
- Cuando se murió tan repentinamente tuvimos que limpiar su despacho. Tuvimos, porque lo hicimos otro colaborador de mi confianza, Mariano como te imaginas, y yo. Sabíamos que lo que íbamos a encontrar no era conveniente que lo vieran las empleadas y, aunque todos los socios sabíamos cómo era, la mayoría quería seguir aparentando que lo ignoraba.
Lorenzo miraba su reflejo en el bar de detrás de la barra mientras hablaba, se observaba el flequillo sobre la frente, de vez en cuando lo corregía, no miraba a los ojos de su interlocutor, con su color cetrino, sus ojeras, su voz cansada, iba recitando sus frases, como un mal actor, en tonos descendentes y, solo cuando el que le oía le hacía un gesto de incomprensión, después de un sorbo de cerveza, alzaba un tono la voz para volver a su relato e iniciar un nuevo descenso en escalera..
- Llenamos bolsas de basura con revistas, fotografías, vídeos… pornografía de todo tipo con todas las aberraciones que puedas imaginar, cremas, pomadas, pastillas de colores, consoladores, anillos, manoplas de látex, esposas, bragas, fustas, yo qué sé, un verdadero sótano del museo del erotismo más cutre repartido por cajones, armarios y archivadores.
El otro, que aparentaba escuchar, sonreía con sus ojos entrecerrados, todo lo que le estaba diciendo lo sabía perfectamente desde mucho antes pero tenía interés en saber a qué venía esa repentina ganas de confesarse con él, el ex-socio maldito que se había alejado unos años antes de aquel depravado, al que había conocido en una lejana infancia y con el que había fundado la sociedad.
- En el ordenador opté por sacar el disco duro y encargar que pusieran uno nuevo, así que también lo metí en una bolsa de basura. Luego nos fuimos a una “dechetterie” de un puto pueblo perdido en las Landas y nos deshicimos de todo ese caudal relicto.
Seguía mirando el flequillo en el espejo, unas veces subiendo el extremo del pelo, otras veces bajándolo hasta las cejas pero quien le oía estaba convencido que mentía, que seguramente había hecho una selección personal de recuerdos para él, que las aficiones eran compartidas, que lo arrojado en el basurero francés no era todo.
- Fue una limpieza absoluta. No dejamos nada que pudiera ser recogido por quien pasase después. Tenía ganas de que lo supieras, de que alguien más supiera que nada ha quedado de aquel pasado entre nosotros, que esas historias que se cuentan por ahí sobre lo que nos repartimos con las empleadas son fabulaciones...
- Nunca hagas caso a la rumorología -le contestó el sonriente bebedor de cerveza negra-,
en este pueblo la línea entre la realidad y la ficción se diluye fácilmente en alcohol, yo no sé nada, no he escrito nada en mi blog y no pienso escribir nada al respecto, querido Lorenzo.


sábado, 27 de agosto de 2016

OLYMPIQUE GANA SIN JUGAR APENAS A NARBONNE QUE JUGÓ MENOS TODAVÍA

Ante 5837 espectadores, ciertamente bulliciosos, ambos equipos ofrecieron un partido de ínfima calidad en el que la falta de forma de unos, la escasa técnica individual puesta de relieve por esa carencia de medios físicos y una ausencia de bazas estratégicas colectiva provocaron el aburrimiento absoluto.
Solo los pateadores durante 79 minutos movieron el marcador y en el último minuto el ensayo del tercera línea centro local dejó un marcador engañoso de 25-6.
Por los locales mantuvieron el tipo Manu, autor del ensayo, Guiry y Sousa, los flankers, Fortassin con un 100% en los tiros a palos, la línea de zagueros defendió bien pero por parte del Olympique solo hubo una breve jugada en todo el partido hasta el único ensayo.
Narbonne dominó territorialmente el 70% del partido pero con poca eficacia.

El estadio, medio vacío, se vació inmediatamente al oir la sirena para llenar la noche biarrota, al fin y al cabo se puede decir que más del 20% de los habitantes de Biarritz estaban en el graderío.  
26.8.16

miércoles, 24 de agosto de 2016

JUEGOS OLÍMPICOS


- Después del éxito de la capitalidad cultural, Donostia debería optar a organizar unos Juegos Olímpicos -dice Manu Majors el abogado bilbaino que se ha apuntado a la comida semanal-, ¿Por qué no se lo proponéis al alcalde?
- Ponte un mantel en vez de servilleta que se te va a manchar el lacoste y Marijaia no te va a dejar acercarte -le contesta el Barón de La Florida pasándole un lienzo a cuadros-, ya sabes que en Donostia no están para bromas.
- Además nos tendremos que construir un nuevo estadio olímpico – Galtzagorri se ha quedado pensativo con la txirenada-, y no sé si para el 2024 tendremos tiempo.
- Con remodelar de nuevo Anoeta para volver a poner las pistas y ampliarlo hasta 80.000 espectadores, lo tenéis resuelto – Majors disfruta de sus visitas al marco incomparable por estos duelos verbales con los giputxis-.
- No sé si será más fácil hacerlo con Altamira o Berazubi -constata el Marqués de Altamira que se toma las bromas muy bien-, aunque quizá ahora se pueda hacer en Zubieta, que la Real Sociedad es muy generosa y puede regalar Zubieta a Gipuzkoa.
- Por cierto, hablando de generosidad ¿Qué nombre comercial va a tener Anoeta? -Majors ha traído una botella de Macallan y, después de comer el último pedazo de pantxineta, está sirviendo lingotazos en los vasos- ¿Kaiku? ¿Euskaltel? ¿Kutxabank? ¿Massé Abogados? ¿Gipuzkoa? ¿Donostia? ¿Quién va a dar más por poner su nombre a ese precioso estadio con eco?
- San Mamés bi, si te parece -Galtzagorri se crió con vistas a Atotxa y hay cosas que le duelen-, y así el Bilbao podrá transferir algo del dinero que recibe de los amos del batzoki a su cantera.
- Athletic, se dice Athletic Club -El bilbaino inmutable parece alcanzar un orgasmo con el aroma de su vaso-, pero tienes razón, habría que hacer algo más por la cantera para que vuelvan a su sitio y dejen de creerse que todos pueden estar a la vez en primera. Volviendo a las Olimpiadas de 2024, así se podría mantener el empleo en Donostia que la Capitalidad Cultural ha creado ¿No os parece una buena idea?


martes, 23 de agosto de 2016

SUFRIMIENTO REAL


- Como la segunda parte de la Semana Grande la jugamos en Bilbao para poder descansar en Donostia -Galtzagorri saluda a Aristide Labarthe que es el primero de los comensales en bajar las escaleras de la sociedad gastronómica-, estoy preparando un “Bacalao Club Ranero” que es algo muy bilbaino…
- ¿Qué tal en Anoeta el domingo? -Demanda el lapurtarra-.
- El Madrid juega en otra liga pero la Real tiene un equipo digno como para no llevarse sustos de descensos y para clasificarse por la zona de jugar en la Uefa pero… ¡Lo del Aviron fue una hazaña!
- Ya sabes, desde el primer minuto del primer partido hasta el último minuto del último partido el Aviron tendrá que luchar para no descender.
- Es una actitud realista -dice el Barón de la Florida poniendo el postre empaquetado encima de la mesa-.
- La Real no tiene esa actitud -añade el Marqués de Altamira, al que le habían regalado las entradas para el fútbol-, y sus sufridores tampoco, contra el Madrid y ¡Quedaron 4.000 localidades sin vender! No debe haber ya veraneantes madrileños en Donostia.
- Con los precios que tienen y que dicen los directivos que no se ve bien -explica Galtzagorri- ¿Cómo las pueden poner en venta? No me parece muy lógico ni muy lícito.
- El fútbol no es lógico y la licitud no es fútbol -Murray que se ha incorporado por fin y está salseando por los fuegos-, por cierto... ¡Lo del Aviron fue una hazaña!
- Ya sabes -Aristide, con cierta sensación de bucle,le explica-, contra un equipo superior y encima con el Estadio lleno de soportadores hasta lo imposible, hay que salir a la cancha a luchar hasta la extenuación.
- Es una actitud realista -repite el Barón de la Florida-, y que nadie haga chistes pésimos.
- Amo los “giochi di parole” -el Marqués está sirviendo el vino en las copas-, y el bacalao a la bilbaina.



martes, 9 de agosto de 2016

CUMBRES BRASILEÑAS


Una pizza de recuperación después de la jornada montañera, es ya la tarde en una terraza de un pueblo francés medio estación de esquí medio balneario decadente, un hermano oso ha sacado unas cervezas y una pantalla para completar este campamento base.
- La verdadera cima se logra cuando todos los expedicionarios regresan sanos y salvos al campamento base -dice el Barón de La Florida con el bigotillo de espuma envejeciéndole el colorido rostro-, y ese helicóptero dando vueltas toda la mañana era una mala señal.
Pero en eso momento la retransmisión televisiva devuelve a la cuadrilla de veteranos rugbiers al mundo del balón oval que colocan sus sillas de espectadores por delante de otros turistas, vestidos para la ocasión con los colores simbólicos de la república francesa, y que ya confraternizan cacofónicamente con ellos.
- Cuando el pilier izquierdo era el árbitro y jugábamos impares contra pares me gustaba más el Rugby Seven -comenta el Marqués de Altamira en una lengua que ni el mismo Molière hubiera reconocido-, eso sí, había que jugar en medio campo para que los gordos no perdiéramos todo el fuelle.
- Eso era falta de ganas de hacer un entrenamiento serio -contesta Galtzagorri que se ha colocado estratégicamente entre dos hermanas gemelas de Marianne, la bella imagen de la fachada de la Alcaldía, pero menos de mármol-, y ahora es todo un rugby de especialistas que no deja hueco para los voluntariosos que mantienen el mismo nivel en los tres tiempos.
La terraza grita jubilosa ante cada ensayo galo y se ríe de los comentaristas franceses que se emocionan hasta el llanto mientras que las miradas de comprensión se entrecruzan en la cuadrilla.
- Parece que en el rugby español se ha alcanzado una cima histórica con las dos selecciones en las olimpiadas -ironiza el Baron de La Florida para el círculo de impasibles, la digna actuación sobre la cancha de los españoles no da para mucho bullicio-, y todos los pequeños dirigentes de nuestro rugby se ponen esa medalla, pero los expedicionarios regresarán después al mismo mierdoso campo base de antes de los juegos.
- Es lo que hay -Galtzagorri pide otra ronda-.


martes, 26 de julio de 2016

REGIS SONNES DE FIESTA




El inefable Regis Sonnes -al que el rugby español debe mucho de lo que es hoy y debería mucho más si se hubiera continuado con su buen trabajo en la selección (1)-, una vez más ha puesto una nota de color en La Madeleine con un disfraz, coche incluido de cartón y carrito carrefour, de Starsky y Hutch. (Mont de Marsan, 2016)




Foto Sud Ouest

(1) Santiago Santos retomó la senda en 2013 tras dos años inútiles.

domingo, 24 de julio de 2016

EL PRECIO DEL KILO DE EXPERTO


Los domingos de la mañana suelo leer artículos de opinión diversos escritos por “expertos diversos”, las entrevistas sobre temas de actualidad a algún “experto” y esos reportajes en que un becario recoge lo que dicen los “expertos” sobre esa misma actualidad. Me pregunto quién da el título de experto -incluso a mí me lo han dado y en varias ocasiones sobre materias de las que “solo sé que no sé nada”-, pero acepto que es una fórmula comúnmente aceptada de introducir a alguien que por su curriculum se puede suponer que conoce del asunto más que la generalidad del resto de los mortales. A veces lo que se escribe, se contesta o se dice por el experto, según se recoge en el medio, hace dudar a cualquiera de la experiencia previa del “experto” pero ahí queda dicho y, a lo mejor para ser repetido una y otra vez en el tiempo.
La cuestión que más veces me suscitan las opiniones de los expertos, sobre todo cuando el experto es indudablemente una figura conocida en un campo determinado y que no ofrece dudas sobre su preparación y biografía previa es: ¿A cuánto está el kilo de experto?
No tengo dudas de que se paga por opinar, de una u otra manera -a veces de formas más asquerosas que el vil metal-, pero se paga. El pago más miserable que se me ha hecho últimamente, además del momento publicitario que supone la imagen de uno en un programa televisivo, ha sido de 10 euros en billete, sea dicho para demostrar que algo sé de lo que hablo.
Partiendo que a mí se me paga tan poco por decir lo que yo pienso o incluso por escribirlo en alguna columna periodística, cuando observo lo que nombres de “reconocido prestigio” dicen sin ningún rubor, contribuyendo muchas veces a formar un estado de opinión favorable a un determinado interés o contrario a otro, y, en todo caso contribuyendo a dar argumentos para que se hagan o deshagan leyes, costumbres, obras, fronteras, ritos, creencias… me pregunto ¿A cuánto está el kilo de experto?


viernes, 15 de julio de 2016

MI DENUNCIA ESTÁ ATASCADA ¿QUÉ HACER?


Acudimos al despacho profesional del conocido abogado donostiarra Kimen Txepas Atotxa para plantearle un caso:

- Se presentó una denuncia por un delito, en la comisaría o en el juzgado se dijo a la víctima que el juez y el fiscal (ambos pueden ser en femenino también) se iban a encargar de la averiguación del autor, su persecución, su castigo y su reparación pero… pasa el tiempo y no sabemos nada o sabemos algo: que nadie hace nada y que la denuncia está abandonada, quizá archivada, incluso es peor cuando hemos denunciado identificando al autor, éste sigue su vida de delincuente impune y lo sabe la víctima y sus allegados ¿Qué hacer?

El abogado enciende un habano, abre una botella de whisky escocés y sirve dos buenas raciones en dos vasos:

- Lo primero es contratar un abogado (puede -ser en femenino). Los abogados son necesarios y “todo el mundo tiene derecho al mejor abogado que se pueda pagar”, es así, los abogados son profesionales, viven de su trabajo, su mejor marketing es el boca a oído, no hace falta que pongan anuncios en los medios -pocos lo hacen-, hay abogados con precios de restaurante de 3 estrellas y cuya relación calidad/precio es decepcionante y hay abogados con precio de menú del día y que van a trabajar por ser la voz del cliente hasta la extenuación. En caso de verdadera pobreza, se puede acudir al servicio de asistencia jurídica gratuita. Es fundamental establecer una “hoja de encargo” con el abogado en la que queden claros los términos del encargo y su precio. Y siempre que se haya perdido confianza en el abogado contratado se puede cambiar de abogado, “hay más abogados que estrellas en el cielo”.

- ¿Y hay que nombrar una procuradora?

- La ley española exige que la víctima esté representada por un procurador de los tribunales, el procurador es el intermediario profesional obligatorio y pagado porque comunique las resoluciones del juzgado y le lleve los escritos del abogado, a pesar de la telemática, a pesar de las veces que el juzgado comunica sus resoluciones directamente a las partes, a pesar de que nadie sabe por qué perdura en el tiempo está especie en extinción en todos el mundo, salvo en España. El servicio de asistencia jurídica gratuita lo incluye pero hay que tener claro que los honorarios de abogado no incluyen ni al procurador ni ningún otro coste sea útil o no.

- ¿Qué hace el abogado cuando un asunto no avanza?

-Personarse el juzgado y preguntar en las visitas periódicas de presencia y control, a veces manda al procurador que pregunte pero lo habitual es que establezca en su agenda un programa de visitas para preguntar al oficial del juzgado cómo va el asunto, dónde está el expediente, a qué se está esperando, si el juez lo tiene, o lo tiene el fiscal. El oficial que lleva el asunto es la pieza esencial del procedimiento: cada juzgado es una colmena en la que hay abejas obreras, son los oficiales que son quienes trabajan los asuntos, hacen el papeleo -en ordenador pero papeleo-, lógicamente también hay zánganos como en toda colmena. El abogado local suele conocer a las obreras -de ambos sexos- y a los zánganos -de ambos sexos-, y cómo tratarlos. El juez es la reina, en vez de huevos pone su firma en lo que le preparan los oficiales.

- ¿Si sigue parado el caso?
- Si es infructuosa la visita, el abogado puede pedir ser recibido por el juez, que le recibirá o no, dependiendo de lo que le salga de su libre albedrío. Además presentará escritos apremiando al juez, lo que motivarán nuevas visitas al oficial, nuevas visitas al juez, nuevos escritos…
En este zoo que es la burocracia judicial hay un personaje en fase de instrucción que es el fiscal al que le han adscrito el asunto

- ¿Qué hace el fiscal en fase de instrucción?

- Se le suele comparar a una paloma, anda volando por ahí, lejos del expediente, de vez en cuando se posa en la carpeta, a veces la caga, siempre vuelve a volar. En nuestro sistema el fiscal que ve una página puede ser perfectamente distinto del que luego vea la página siguiente. Además el fiscal no va al juzgado, sino que el juzgado le lleva las carpetas a su mesa, así que, salvo si por causas ajenas a su voluntad el fiscal acude al juzgado, el abogado tendrá que ir a visitar al fiscal para que colabore en proteger los intereses de la víctima -los fiscales se suelen cabrear cuando les dices lo que piensas, así que el abogado debe tratar a los fiscales “con el debido respeto”, como a los jueces pero digo esto para que se entienda, no para ganarme simpatías-.

- Nada, el asunto está congelado.

- Visitas, escritos, vueltas y revueltas, el asunto no avanza, está atascado, la víctima sufre su doble pena de víctima del delito y víctima de la justicia. Se puede acudir a la Inspección de los Tribunales a denunciar al juez por su inoperancia o a la Inspección Fiscal a denunciar al fiscal por su inactividad, para eso están. Aunque el escrito lo redacte el abogado, es la víctima quien lo firma, así que conviene leerlo con cuidado y con la ayuda del abogado. Aunque las inspecciones rutinarias suelen ser rutinarias inspecciones -en el caso de Donostia, se come muy bien con los colegas, así que se puede aprovechar la estancia para degustar un poco de cultura vasca-, las denuncias concretas bien fundadas suelen tener respuesta, así que es un medio de obtener luz sobre el tema y a veces la absoluta decepción pero, al menos, hay que intentarlo.
Los defensores de los pueblos del Estado Español -antes España-, no tienen competencias sobre la justicia pero dado que no cuesta hacer copias en la impresora, se les puede mandar para que lo trasladen a alguno de los organismos indicados.

- No sabemos nada, el silencio es absoluto.

- También el abogado puede acabar aconsejando acudir en amparo al Tribunal Constitucional, a veces por casualidad se admite el recurso y temprano o tarde, más bien tarde, pueden dar amparo a la víctima y obligar al juez que el asunto avance.
Todo lo anterior suele requerir apoyo de asociaciones que le metan presión al aparato -a veces el juez no está ya vacunado y contrae la enfermedad de resolver el expediente en cuestión-, y suele ser eficaz “el titular de prensa”. Todo el mundo quiere ascender, y en la carrera judicial y en la carrera fiscal también, así que verse en los papeles en mal lugar no suele ser bueno por mucho que se pertenezca a una de las principales familias que se disputan los puestos en el escalafón por todos los medios.

- Pero si los medios no quieren publicar una línea del asunto ¿Qué hacer?

- Consulta con tu abogado.

La botella está vacía, el atardecer invita a hacer slalom hacia el hogar. Nos despedimos del abogado que nos da una palmada en el hombro causándonos un hematoma y una parálisis temporal del brazo izquierdo.

jueves, 23 de junio de 2016

LOS ENREDOS DE SCAPIN


La final de la Top 14 francesa se juega en Barcelona, a veces Gomorra a veces Castelfollit de la Roca, lo que va a suponer un record de asistencia a un partido de rugby ya que el aforo del Nou Camp va a completarse y no solo de turistas franceses.
-          Este paisaje de los Monegros con su toro negro sobre la colina que se recorta en el horizonte junto a las ruinas de una ermita es una de las imágenes más fuertes de mi infancia -comenta Hiruntchiverry mientras conduce por la autopista-, cuando mi padre nos llevaba de vacaciones de verano…
-          A mí me parece una metáfora visual de España -Galtzagorri se vuelve en el asiento de copiloto para seguir observando lo que su amigo ha indicado-, este desierto de moral pública, este toro simbólico inmóvil, esta presencia ruinosa de la religión… y el puticlub de carretera abierto 24 horas.
-          El viaje te pone poético, cariño – Coro, desde el asiento de atrás, le pasa el bocadillo, envuelto en papel de aluminio, bonito, anchoas y guindillas-, ¿Barcelona tiene más habitantes que Euskadi?
-          El municipio alguno menos y la provincia el doble -Charlene, que tiene una guía de elaboración propia en la mano, informa-, pero el Sant Boi se fundó en 1921, el club de rugby más antiguo de España o del Estado que ha estado.
-          No creo que este evento sirva para nada al rugby catalán, es un chaparrón de verano que no se aprovecha, como los partidos en Anoeta -Galtzagorri comenta mientras abre la bota que llevaba entre las piernas-, el rugby francés visita su patio trasero y no sabemos qué hacer para que nuestro rugby recoja algo útil de estos encuentros.
-          Poesía, lo tuyo es la poesía.


jueves, 16 de junio de 2016

ESTRELLAS MICHELIN

Nunc est bibendum (now is the time to drink), ...
Nunc est bibendum (now is the time to drink), 1898 poster of the Michelin. (Photo credit: Wikipedia)

A veces cuando una ciudadana o ciudadano de los “normalitos” llega a uno de esos restaurantes nuestros de prestigio entre los críticos gastronómicos, aunque no tenga que pagar la inalcanzable factura, se sorprende desagradablemente, no suele haber texturas del neumático que les pone las estrellas en los productos que sirven y rara vez se percibe el aroma de goma quemada en las salsas, pero las ganas de gritar que “el rey está desnudo” se retienen infantilmente en la garganta de la ciudadana o del ciudadano, a veces transformándose, para sonrisa suficiente del siempre entendido que ha invitado, en un ridículo “la sopa de pescado de mi amá es insuperable”. A Michelin, aparte de sus fábricas, los vascos le debemos que haya llenado su afamada guía con el reconocimiento de nuestras cabezas de cartel de la actual faceta más importante, para muchos, de la cultura vasca, la cocina.
En el rugby francés hay un equipo el ASM Clermont Ferrand, favorito frustrado habitualmente, que nació, hace prácticamente un siglo, de la filosofía de esta empresa familiar -inicialmente la “M” de la denominación del Club quería decir Michelin-, que patrocinaron el rugby como una manera de que sus trabajadores practicaran el deporte, el espíritu competitivo y los valores de la propia superación. El proyecto fue cogiendo vida propia y actualmente, aunque Michelin sigue pesando mucho sobre el club, tanto como sobre la propia ciudad, éste es independiente financieramente de la empresa que ya no es su único patrocinador, según leemos en una publicación especializada.
Varias veces hemos unido en estas columnas rugby y empresa o rugby y cooperativismo, quizá también en los equipos de nuestros templos de la gastronomía haya valores colectivos del rugby y que el brillo de las estrellas los oculta.